Nestlé redobla esfuerzos para combatir el cambio climático, enfocándose en la agricultura regenerativa y migrando hacia la energía renovable

Compartir en:

Como uno de los firmantes del compromiso de la ONU “Ambición Empresarial para los 1.5 °C”, Nestlé es una de las primeras empresas en compartir su plan detallado con plazos concretos, antes de lo previsto. La compañía está tomando medidas para reducir a la mitad sus emisiones para 2030 y lograr cero emisiones netas para 2050, incluso a medida que la compañía crece.

Las acciones se centran en apoyar a los agricultores y proveedores para avanzar hacia la agricultura regenerativa, plantar cientos de millones de árboles en los próximos 10 años y completar la transición de la compañía hacia una energía 100% renovable para 2025. Además, Nestlé está aumentando continuamente el número de marcas ‘carbono neutral’.

Paul Bulcke, presidente de Nestlé, dijo que “el Consejo reconoce la importancia estratégica de tomar medidas decisivas para abordar el cambio climático. Apoya la aceleración y ampliación de nuestro trabajo para garantizar el éxito de la compañía a largo plazo y contribuir a un futuro sostenible para las futuras generaciones”.

Este mapa es el resultado de una revisión completa del negocio y las operaciones de Nestlé para comprender la profundidad del desafío y determinar las acciones necesarias para abordarlo. La compañía emitió 92 millones de toneladas de emisiones de gases de efecto invernadero en 2018, lo que servirá como parámetro para medir su avance.

“La lucha contra el cambio climático no puede esperar y nosotros tampoco. Es imperativo para el éxito de nuestro negocio a largo plazo”, señaló Mark Schneider, CEO de Nestlé. “Tenemos una oportunidad única para abordar el cambio climático, ya que prácticamente operamos en todos los países del mundo y tenemos el tamaño, la escala y el alcance para marcar la diferencia. Trabajaremos junto con agricultores, socios de la industria, gobiernos, organizaciones no gubernamentales y nuestros consumidores para reducir nuestra huella ambiental”.

Los esfuerzos de Nestlé para llegar a cero emisiones netas abarcan tres áreas principales:

  • La compañía ya está trabajando con 500,000 agricultores y 150,000 proveedores para ayudarlos a implementar prácticas de agricultura regenerativa. Estas prácticas mejoran la salud de la tierra y mantienen y restauran diversos ecosistemas. A cambio, Nestlé se compromete a recompensar a los agricultores comprando sus productos a un mayor precio, comprando más e invirtiendo conjuntamente en los gastos de capital necesarios. Nestlé espera obtener más de 14 millones de toneladas de sus ingredientes a través de la agricultura regenerativa para 2030, impulsando la demanda de dichos productos.

Nestlé también está ampliando su programa de reforestación para plantar 20 millones de árboles al año durante los próximos 10 años en las áreas de donde obtiene los ingredientes. Más árboles significan más sombra para los cultivos, eliminar más carbono de la atmósfera, obtener mayores rendimientos y mejorar la biodiversidad y salud de la tierra. Las principales cadenas de suministro de productos básicos clave de la compañía, como el aceite de palma y la soya, estarán libres de deforestación para 2022. A través de esfuerzos como estos, Nestlé está construyendo alianzas a más largo plazo y brindando a las comunidades agrícolas mayor certeza y mayores ingresos.

  • En cuanto a sus operaciones, Nestlé espera completar la transición de sus 800 sitios en los 187 países donde opera hacia energía 100% renovable en los próximos cinco años. La compañía está cambiando su flota global de vehículos a opciones de reducción de emisiones y disminuirá y compensará los viajes de negocios para 2022. También está implementando medidas de regeneración y protección del agua y abordando el desperdicio de alimentos en sus operaciones.
  • Dentro de su portafolio de productos, Nestlé está ampliando continuamente su oferta de alimentos y bebidas de origen vegetal y reformulando productos para hacerlos más amigables con el medio ambiente. Está incrementando el número de marcas “carbono neutral” que ofrece para dar a los consumidores la oportunidad de contribuir en la lucha contra el cambio climático. Para 2022, los alimentos a base de plantas Garden Gourmet, así como los suplementos Garden of Life, alcanzarán la neutralidad de carbono; los alimentos a base de plantas Sweet Earth, entre otras marcas, harán lo mismo para 2025. Estas se suman al compromiso con la neutralidad de carbono para 2022 de Nespresso, S.Pellegrino, Perrier y Acqua Panna, con el resto de la categoría Nestlé Waters logrando lo mismo para 2025.

  • En Chile, desde abril de 2019, todas las fábricas de Nestlé cuentan con la certificación sello verde Enel -Nestlé. Esto significa que son abastecidas en un 100% con energía eléctrica proveniente de fuentes renovables no convencionales.
  • A esto se suma que la fábrica San Fernando de Nestlé Chile implementó un parque fotovoltaico de 100Kw, bajo la modalidad de autoconsumo. La generación anual de este proyecto es de 143.000 kw, lo que es equivalente al consumo anual de 65 viviendas.
  • Nestlé Chile desarrolló también un programa pionero en la industria lechera que consiste en un Manual de Sustentabilidad Ambiental para predios lecheros de Nestlé. Se trata de un sistema orientado a mejorar el desempeño ambiental de la producción de leche, motivando de esta manera a sus productores lecheros a adoptar mejores prácticas ambientales.

Magdi Batato, vicepresidente ejecutivo y jefe de operaciones de Nestlé, señaló que “cerca de dos terceras partes de nuestras emisiones provienen de la agricultura, por lo que queda claro que la agricultura regenerativa y la reforestación son los puntos centrales de nuestro camino para lograr cero emisiones netas. Estos esfuerzos reducirán las emisiones y mejorarán la biodiversidad a escala. Asimismo, continuaremos eliminando emisiones de nuestras operaciones y realizando mejoras en nuestro portafolio de productos. Tenemos mucho trabajo por delante y estamos comprometidos con cumplirlo”.

Las metas de reducción de emisiones de Nestlé han sido aprobadas por la Iniciativa de Metas Basadas en Ciencia (SBTi, por sus siglas en inglés), en consonancia con los niveles requeridos para cumplir los objetivos del Acuerdo de París. SBTi es una colaboración de organizaciones sin fines de lucro considerada el estándar de oro internacional en la evaluación de compromisos netos cero. Nestlé proporcionará actualizaciones anuales para brindar transparencia sobre su progreso.