De las 4P a las 4C del marketing mix digital

Compartir en:

En el marketing son conocidas las 4P, los pilares de la disciplina acuñados por Jerome McCarthy. Producto, precio, plaza y promoción se han usado durante décadas como base de la receta del marketing.

La aparición de la comunicación digital, no obstante, las volvió insuficientes para contener todo el proceso de la relación entre marcas y consumidores, por lo que se han ido agregando nuevos conceptos que conoceremos en este artículo.

Las 4P del marketing tradicional

Antes de avanzar, repasemos las 4P que siempre hemos relacionado con el marketing.

  • Producto: es cualquier bien, servicio, plataforma, idea, lugar u organización que se ofrezca en el mercado para su adquisición, uso o consumo y que satisfaga una necesidad de los potenciales consumidores.
  • Precio: una investigación de mercado previa define el valor que se asignará al producto al entrar al mercado.
  • Plaza: es la distribución del producto, que define cómo y dónde se comercializará, analizando los canales por los que pasa desde la producción hasta que llega al consumidor.
  • Promoción: informar, comunicar y persuadir a las personas de adquirir o consumir el producto.

Las 4P del marketing digital

La irrupción de la comunicación digital abrió la puerta a otras 4P que se sumaron al accionar del marketing.

En el marketing digital, las 4P se enfocan más bien en la experiencia de usuario y toman en cuenta que la comunicación se volvió bidireccional. Los consumidores ya no son meros espectadores, sino que también son creadores de contenido.

Las 4P del marketing digital son:

  • Personalización: las comunicaciones comerciales dejaron de ser masivas y transversales para centrarse en la especificidad de cada persona, según sus gustos y comportamiento. Así, apelamos a los intereses particulares de cada uno de nuestros grupos objetivo.
  • Participación: las marcas hoy deben procurar crear comunidades en base a intereses en común. Las redes sociales dieron a las audiencias la posibilidad de interactuar y participar, y lo hacen con entusiasmo.
  • Peer to peer (de par a par): las recomendaciones de otros consumidores, que no tienen una relación comercial con la marca, es uno de los aspectos claves de la era digital. Otros usuarios tienen mayor credibilidad que la propia marca hablando de sus productos.
  • Predicción o predictive modelling: a través del análisis de datos se intenta predecir el comportamiento que tendrán los consumidores, con el fin de crear campañas y productos que se ajusten a las necesidades reales de las personas.

Ahora, las 4C del marketing mix

En este enfoque, la idea que subyace es que el consumidor es quien dicta las normas. El cliente está en el centro de la estrategia de marketing.

De ahí la evolución hacia las 4C:

  • Consumidor: el foco ya no está en el producto, sino en el consumidor o cliente. La idea es buscar conocerlo y comprenderlo en profundidad, con el objetivo de ofrecerle productos y servicios que respondan a sus necesidades reales.
  • Costo: el precio de un producto responde al valor que representa para el consumidor. Este tiene miles de opciones, incluso en otros países, por lo que las marcas deben evaluar muy bien qué ventajas relacionadas con el precio pueden ofrecer.
  • Conveniencia: se refiere a lo que está dispuesto a hacer el consumidor para obtener un producto o servicio, también pensando en la enorme disponibilidad de opciones con que cuenta. ¿Es difícil o engorroso comprar el producto, cómo le facilita la marca acceder a él?
  • Comunicación: a diferencia de la promoción del marketing tradicional, la comunicación hoy está orientada a la interacción con los consumidores, donde el uso de las redes sociales es un factor decisivo.

Este enfoque es muy completo y permite incluso a pequeños emprendimientos competir de igual a igual con grandes marcas y hacerse un espacio en el mercado.

También te podría interesar: https://www.anda.cl/guia-completa-para-crear-un-mailing-masivo/

Skip to content