Copy: qué es y recomendaciones para hacerlo

Compartir en:

El marketing está lleno de anglicismos que hacen referencia a aspectos técnicos. Uno de ellos es el copy, que seguramente has escuchado muchas veces. ¿No sabes qué significa? Te lo explicamos.

El copy o redacción creativa es un término muy usado en marketing, que se refiere al texto que se usa con fines publicitarios y comunicacionales con el objetivo de transmitir los mensajes de la marca a sus audiencias.

Claims, slogans, textos de anuncios, posteos en redes sociales y, en general, los contenidos de una marca, entran en la categoría de copy.

El copy siempre ha estado estrechamente vinculado al diseño y, con el auge del marketing de contenidos, ha evolucionado hacia otras formas de comunicación, como el storytelling, las infografías y los videos.

El copy no es lo mismo que el copywriter, con el que a veces se confunde. Este último es la persona que se desempeña como estratega creativo, con responsabilidad sobre la planeación y desarrollo del copy, así como la idea de las campañas.

¿Cómo hacer un buen copy?

Hacer un buen copy no es tan sencillo y encontrar un copywriter creativo para diseñar campañas exitosas tampoco lo es.

Para lograrlo, es fundamental apuntar hacia dos objetivos principales:

  • Público objetivo: sobre este se basa toda la actividad del copywriter, pues hay que saber muy bien a quién se le va a hablar para dar con los temas y el tono adecuados. Investigar cómo es el público objetivo, qué busca, sus preferencias, intereses y dolores, es básico.
  • Contenido de valor: conociendo al público objetivo tendrás que identificar cuáles son los temas que le interesan, de manera de ofrecerle contenido que le atraiga y, así, volverte relevante para tus audiencias.

Con estos importantes aspectos dilucidados, solo resta la ejecución de los copys. Para ello, te dejamos estos tips:

  • Conceptualiza el objetivo principal del mensaje.
  • Identifica quién es tu buyer persona y háblale en su idioma, respetando la personalidad y el tono de la marca.
  • Expresa la idea principal de la manera más directa y clara posible.
  • No repitas conceptos innecesariamente ni utilices términos difíciles de comprender.
  • Busca ser original y provocar emociones en la audiencia, no solo transmitir información.
  • Incluye un CTA o llamado a la acción cada vez que sea necesario.

También te podría interesar: https://www.anda.cl/reputacion-corporativa-clave-para-la-sustentabilidad-de-los-negocios/

Skip to content